Miocardiopatía hipertrófica: técnica de examen
Por: Amolca, C.A., 26 septiembre

Extracto del Texto Original de:
Lilian M. Lopes
Célia T. Nagamatsu

La miocardiopatía hipertrófica se refiere a la enfermedad genética cardiovascular más común que afecta a 1 de 500 individuos, en la cual ocurre un aumento asimétrico del espesor miocárdico. El espesor asimétrico del tabique interventricular estrecha la vía de salida del ventrículo izquierdo (VSVI) en la región de los músculos papilares, y el aumento de la velocidad de flujo en la vía de salida del ventrículo izquierdo ocasiona el efecto Venturi, en el que se expulsan las membranas y el soporte de las cuerdas de la válvula mitral hacia la región subaórtica. Este movimiento de la válvula mitral se conoce como SAM (sistolic anterior motion/ movimiento sistólico anterior). De esta forma, en la sístole, ocurre la obstrucción dinámica de la vía de salida del ventrícu­lo izquierdo y distorsión de la válvula mitral. El ventrículo izquierdo queda estructurado en forma de banana (banana-shaped).

La evaluación ecocardiográfica debe definir:

1. Patrón de gravedad del espesor miocárdico.
2. Presencia y tipo de obstrucción de la vía de salida del ventrículo izquierdo.
3. Grado de la distorsión de la válvula mitral e insuficiencia resultante.
4. Dimensión de la aurícula izquierda.
5. Relleno diastólico del ventrículo izquierdo.
6. Presión de la arteria pulmonar.

 Técnica de examen:

Todos los cortes posibles deben utilizarse para evaluar todo el tabique interventricular (TIV) y las paredes li­bres de los ventrículos derecho e izquierdo. Es importante evaluar la VSVI a través de los cortes paraesternal, apical y subcostal de eje largo. Los cortes muestran loa lugares más comunes de obstrucción entre el TIV y la membrana anterior de la válvula mitral.

El corte paraesternal de eje largo posibilita la medida correcta del punto de espesor diastólico máximo y provee informaciones para la planificación de la operación.

El Doppler color ubica la turbulencia asociada a la obstrucción dinámica, y el Doppler espectral cuantifica la regurgitación mitral y el grado entre el ventrículo izquierdo y la aorta.

La evaluación de la disfunción diastólica se basa en la alteración de la relación E/A, en la prolongación del tiempo de relajación isovolumétrica y en la reducción de la velocidad de relleno transmitral inicial. La medida que aumenta la fibrosis, el patrón del Doppler se aproxima más al tipo restrictivo. Hay aumento e inversión del flujo dentro de la vena pulmonar. Las velocidades del Doppler tisular del anillo mitral al inicio de la diástole disminuyen.

La ecocardiografía tridimensional también es útil para definir el grado de hipertrofia septal.

Dificultades en el diagnóstico

Generalmente es fácil diagnosticar la presencia de miocardiopatía hipertrófica; la evaluación de la severidad de la obstrucción de la VSVI puede ser más difícil.

El examinador debe determinar el punto de diástole máxima, se debe evitar incluir los músculos papilares del ventrículo derecho.

El corazón del atleta puede presentar algunas alteraciones similares a las miocardiopatías hipertróficas tales como paredes ventriculares espesas y alteración en Doppler tisular, sin embargo, presenta diferencias como hipertrofia simétrica, aumento del diámetro de las cavidades y función diastólica normal.

El detalle de los hallazgos ecocardiográficos pueden ser consultados en el libro de Lilian Lopes, Ecocardiografía Pediátrica.

COMPARTIR EN TUS REDES:
Facebook
Twitter

0 Comentarios

Deja tu comentario!

OTROS POST:
Miocardiopatía hipertrófica: técnica de examen
Por: Amolca, C.A., 26 septiembre
Leer más
Cáncer de Colon – Casos difíciles y complicados
Por: Amolca, C.A., 26 abril
Leer más
COIFFMAN, una referencia en Cirugía Plástica en Iberoamérica.
Por: Amolca, C.A., 25 abril
Leer más